El empleo de andamiaje es lo más habitual para acometer la restauración de fachadas. La instalación de estas infraestructuras, además de costosa, plantea numerosas dificultades y complicaciones que se ven agravadas en el caso de patios interiores de las edificaciones.

Por ello la alternativa del empleo del sistema VERTICALES es una opción razonable.

En este caso se trata de dos patios que acumulan 600 m2 entre todas sus fachadas.

En su proceso de recuperación ha sido necesario abordar la preparación de grietas y fisuras de diferentes formas y tamaños. 

Para ello se ha empleado mortero especial reforzado con fibras de manera que la superficie recupere su geometría y la reparación es quede consolidadas con los revestimientos respetados. Este mortero es, al igual que la pintura aplicada, permeable al paso de vapor de agua; por ello facilita la transpiración del muro de cerramiento lo que colabora al buen funcionamiento del mismo y previene humedades.

En la imagen destacada podemos ver un patio rehabilitado por Ver-Tech en una comunidad de propietarios de la calle Trauko de Bilbao